El evangelio de la Familia

 

Es en familia que se experimenta por primera vez cómo la persona no está hecha para vivir cerrada en sí misma, sino en relación con los demás”


En la Audiencia General del día de hoy, 06 de junio del 2012, el Papa ha hablado sobre su encuentro mundial con las familias en Milán. Con gratos recuerdos por la acogida que le han dado iba contando su paso por la sede de Ambrosio a la vez que resumía los profundos mensajes que lanzó al mundo reflexionando sobre “La familia, el trabajo y la fiesta”.

Contaba que al terminar de rezar la Liturgia de las Horas en la Catedral de Milán, dirigiéndose a los seminaristas y clérigos, les habló a los presentes sobre el valor del celibato y la virginidad que son “un signo luminoso del amor a Dios y los 

hombres, que parte de un encuentro siempre más íntimo con Cristo en la 

oración y se expresa en el don total de sí mismo”.

 

Este encuentro ha sido para el Papa una elocuente epifanía de las familias, manifestada “en la variedad de sus expresionesm pero también una en su identidad sustancial: comunión de amor, fundada en el matrimonio y llamada a ser pequeña Iglesia, célula de la sociedad”.

Benedicto XVI pidió vivir el amor fiel y participar como familia de la misión de la Iglesia y la constitución de la sociedad. Un reto que no podemos dejar pasar.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.